S?bado, 29 de octubre de 2005
El aborto y su relaci?n con la salud de la mujer



El Observatorio Regional para la mujer de Am?rica Latina y el Caribe, ORMALC*, ha presentado un informe en el que desmiente algunas de las falsas creencias sobre el aborto y su relaci?n con la salud de la mujer. En dicho informe, el ORMALC afirma que la evidencia es contundente en demostrar que la legalizaci?n del aborto no reduce su incidencia, no disminuye las tasas de mortalidad materna y no contribuye a la salud de la mujer. Asimismo, denuncia que el aborto est? siendo utilizado principalmente como un m?todo de planificaci?n familiar, lo cual contradice abiertamente el esp?ritu de las conferencias del Cairo y Beijing, y se?ala que la legalizaci?n de esta pr?ctica viene a convertirse en una forma de discriminaci?n para la mujer, que es la primera perjudicada, por las secuelas que ello reporta.

La legalizaci?n del aborto no reduce las tasas de mortalidad materna

Si se hace un an?lisis comparado de las legislaciones de los pa?ses relativas al aborto y las tasas de mortalidad materna se encuentra que no existe una correlaci?n estad?stica ni bases cient?ficas para afirmar que a mayor liberalizaci?n exista una disminuci?n de la mortalidad materna. Hay pa?ses donde el aborto es ilegal o muy restringido, y donde se presumen altos ?ndices de abortos clandestinos, que tienen menores tasas de mortalidad materna que otros donde esta pr?ctica es ampliamente permitida y donde es llevada a cabo en condiciones "seguras". En la India, por ejemplo, donde existe una legislaci?n que permite el aborto en casi todos los casos desde 1972, es donde m?s muertes maternas ocurren. Cada a?o, se registran alrededor de 136.000 casos, equivalentes al 25% del total mundial, que para el a?o 2000 se calcul? en 529.000. En contraste, Irlanda, donde el aborto es ilegal pr?cticamente en todos los casos, posee una de las tasas de mortalidad materna m?s bajas del mundo (5 por 100.000 nacidos vivos), tres veces inferior a la de su vecino el Reino Unido (13 por 100.000 NV) y a la de Estados Unidos (17 por 100.000 NV), pa?ses donde el aborto es ampliamente permitido y los est?ndares de salud son altos.

Un an?lisis serio de las estad?sticas demuestra que el factor crucial para la reducci?n de las tasas de mortalidad materna no es la legalizaci?n del aborto sino el mejoramiento del sistema general de salud y el aumento del n?mero de partos atendidos por personal calificado. Chile, que posee una de las legislaciones m?s restrictivas del mundo con respecto al aborto, pero donde el 100% de los partos son atendidos por personal calificado, tiene la segunda tasa de mortalidad materna m?s baja de Am?rica Latina, menor incluso que las de Cuba y Guyana que son los ?nicos pa?ses de la regi?n donde el aborto es permitido sin restricciones. Las mayores tasas de mortalidad materna de Sur Am?rica las presentan Bolivia y Per?, cuyas legislaciones permiten el aborto en algunos casos, pero donde la atenci?n calificada del parto es apenas del 35% y del 41%, respectivamente.

Aborto legal no es lo mismo que aborto seguro

Aunque sea legal, ning?n aborto es completamente seguro. Las mujeres pueden sufrir serios da?os f?sicos, psicol?gicos y emocionales, e incluso la muerte como resultado de abortos legales practicados en las mejores condiciones. De las 68.000 muertes maternas anuales debidas a abortos "inseguros" estimadas por la OMS, casi la mitad ocurren en la India, donde el aborto es legal.

Un prestigioso estudio llevado a cabo en Finlandia entre 1987 y 2000 que vincul? los registros de nacimientos y abortos a los certificados de defunci?n para determinar los riesgos relativos de mortalidad en los 12 meses posteriores al embarazo, encontrar? que la tasa de mortalidad materna por causa del aborto legal es 2.95 veces mayor que la del parto. Las mujeres que dieron a luz ten?an la mitad de la tasa de mortalidad de las mujeres que no estuvieron embarazadas en el a?o anterior a su muerte. En contraste, las mujeres que tuvieron un aborto inducido ten?an 46% m?s probabilidades de morir que aquellas que no hab?an estado embarazadas, 60% m?s probabilidades que quienes tuvieron un aborto espont?neo y 195% m?s probabilidades de morir que las mujeres que dieron a luz.

Algunas de las complicaciones f?sicas que se pueden sufrir despu?s de un aborto inducido son: infecci?n, hemorragia severa, desgarramiento cervical, peroforaci?n del ?tero, placenta previa, parto prematuro, incremento del riesgo de un futuro embarazo ect?pico y mayor probabilidad de contraer c?ncer de seno. Se calcula que el 60% de las mujeres que abortan sufre alg?n problema emocional posterior. El m?s conocido es el llamado S?ndrome postaborto (SPD), un tipo de trastorno de estr?s post-traum?tico (TEPT) caracterizado por s?ntomas como depresi?n, ansiedad, conducta agresiva, pesadillas, pensamientos o actos suicidas, bulimia, anorexia, abuso de alcohol y drogas, y ruptura de relaciones de pareja. El mismo estudio llevado a cabo en Finlandia constat? que la tasa de suicidio en el a?o posterior al aborto era tres veces m?s alta que la media femenina y siete veces m?s alta que la de las mujeres que hab?an dado a luz

La legalizaci?n del aborto no reduce su incidencia

Contrario a lo que com?nmente se dice, la legalizaci?n del aborto no conduce necesariamente a una disminuci?n en las tasas de incidencia. Desde 1973, a?o en que fue legalizado el aborto en Estados Unidos, se han llevado a cabo unos 35 millones de abortos legales s?lo en ese pa?s. En Espa?a 1 de cada 6 embarazos termina en aborto, veinte a?os despu?s de la legalizaci?n, el n?mero de abortos ha crecido en un 400%. Algo similar ocurre en el Reino Unido donde esta pr?ctica se ha incrementado en un 272%. En todos estos pa?ses, las tasas de aborto entre las adolescentes se han multiplicado en los ?ltimos a?os.

Por todas estas razones, el ORMALC concluye su informe haciendo un llamado para que no se confunda a la mujer haci?ndole creer que por el hecho de ser legal el aborto deja de ser da?ino para ella y para la sociedad.
Autor: Informe del ORMALC

Adopcion Espiritual

Publicado por Galsuinda @ 15:52  | Aborto
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios