Domingo, 13 de noviembre de 2005






SI no tuviera que hacer hoy un mandado important?simo en Sevilla, al que no puedo enviar a un propio...

-?Qu? propio esto de ?un propio?, usted...!

-Y tan propio. Como que es la d?cima segunda acepci?n de la voz en el DRAE: ?Persona que expresamente se env?a de un punto a otro con carta o recado?.

Bueno, pues si pudiera dejar aqu? en Sevilla a un propio, a estas horas estaba yo en el Ave, caminito de Madrid. Con la pancarta en la mano como persona de diplomacia. Derechito a Neptuno, cual hincha colchonero en noche de triunfo.

-Vamos, que iba usted a la manifa contra la LOE...

?Del tir?n! Por cierto, dir? como en los antiguos programas de radio; ?puedo saludar? Pues saludo a todos los sevillanos y andaluces que a estas horas van camino de Madrid a defender nuestros derechos de ense?anza en libertad y de libertad de ense?anza, y muy especialmente a quienes est?n leyendo este art?culo a bordo de los autobuses y los trenes.

Iba de buenas ganas a protestar, y sentimentalmente me uno a la manifa, no solamente por la preterici?n de la Religi?n, sino por la perpetuaci?n del ?Todo Vale? como supremo principio docente. Los planes de estudio pasados y la LOE futura son f?bricas de flojos, de irresponsables, de incultos, de ineducados. En una palabra: de canis. Voz ?sta de cani para calificar a la chusma de la que Luis Carlos Peris dec?a ayer certeramente en su billete diario de la competencia: ?Esos hijos de puta que, teniendo ya ese nombre, aqu? se les llama canis?.

La LOE lo premia todo, menos la excelencia. Premia el no doblarla, la rebeli?n de los alumnos frente a los profesores. Premia la poca verg?enza y el m?nimo esfuerzo. Consagra el principio de que el cliente, el alumno (o sea, el futuro votante en una sociedad degradada, desnortada y sin principios) siempre tiene la raz?n. ?C?mo ser? el nivel cultural de una futura sociedad donde todo el mundo ha estudiado a raz?n de tres cates por curso? ?D?nde quedar? el principio de autoridad en una sociedad de profesores atemorizados por la dictadura de los alumnos?

Ir?a a la manifestaci?n con sumo gusto, y de hecho voy: este art?culo es mi pancarta contra la LOE. Sin salir de la boller?a de la calidad de la ense?anza y sin meterme en la pasteler?a de la Religi?n, que dir?a mi recordado Luis Toro. Punto en el cual veo mucha cobard?a. No por parte de las asociaciones y colectividades que ahora van caminito de Madrid a dar la cara, sino por parte de quienes debieran hablar, dando ese testimonio del que tanto presumen. Sin quererlo, la Hermandad Matriz del Roc?o de Almonte, saltando la reja de los silencios y las cobard?as y pronunci?ndose abiertamente contra la LOE, ha dejado a muchos profesionales del catolicismo con el traserito al relente. Igual que la Hermandad Matriz ha pedido a todas las filiales rocieras que apoyen la manifestaci?n ?en defensa de la ense?anza religiosa?, me hubiera gustado ver que el Consejo de Cofrad?as hac?a lo mismo. Y que las hermandades, tal como hacen la solemne protestaci?n de fe en sus funciones principales de instituto, proclamaran ahora la Verdad que nos hace libres, con la valent?a que tantas veces les falta, sin las falsedades de peaje al uso. Llamo peaje al sistema de subvenciones municipales en forma de palcos y sillas y de pago de la log?stica urbana cofradiera, y de las restauraciones de im?genes, templos y enseres con cargo al presupuesto de la Junta, que tiene cautivo al Consejo de Cofrad?as ante el poder. La copla que Manolo Barrios repite: ?Desgracia?to el que come/el pan por manita ajena,/siempre mirando a la cara,/si la pone mala o buena?.

As? que como yo no vivo de las sillas de la carrera oficial y no le tengo que mirar la cara a nadie, aunque no soy rociero, le hago caso a la Hermandad Matriz y cojo mi pancarta contra la LOE en forma de art?culo.
Por Antonio BURGOS

Adopci?n espiritual

Publicado por Galsuinda @ 0:01  | Educaci?n
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios