Jueves, 29 de junio de 2006



El doctor Carlo Bellieni se hace eco de una investigaci?n de ?Le Nouvel Observateur?

MIL?N, martes, 27 junio 2006 (ZENIT.org).- Las parejas experimentan y est?n mostrando sentimientos de paternidad ante los ?embriones sobrantes? de procesos de fecundaci?n artificial, alerta un neonat?logo italiano.

Bajo el t?tulo ?Un amasijo de c?lulas con dos padres que deben poner una X?, el doctor Carlo Bellieni se hace eco --en el diario italiano ?Il Foglio? (17 de junio de 2006)-- de un an?lisis aparecido dos d?as antes en el semanario franc?s ?Le Nouvel Observateur?.

?De la mano de [la periodista] Sophie des D?serts? se investiga a los 130.000 embriones congelados [en Francia] y a sus padres, apunta el neonat?logo del Departamento de Terapia Intensiva Neonatal del Policl?nico Universitario ?Le Scotte? de Siena (Italia).

?Se comienza narrando la historia de los c?nyuges Aude y Thibault, quienes hab?an pedido sin ?xito limitar el n?mero de embriones para su congelaci?n, pero a quienes se les ha respondido que con la tasa de fracaso de la FIV [fecundaci?n in vitro. Ndr] no se puede, y han aceptado apartar algunos?, escribe el m?dico italiano.

Contin?a: ?La psiquiatra Muriel Flis-Tr?ves explica que estos embriones de m?s son para todos ?fuente de fantasmas conscientes o inconscientes??.

?Pero se alcanza el drama cuando los propios padres son llamados a decidir si se deja destruir sus embriones, ya in?tiles porque con otros se ha logrado el embarazo?, advierte el doctor Bellieni.

Tal es el caso de Agn?s, quien tiene nueve embriones congelados; recibe un cuestionario para decidir qu? hacer: ??Desean continuar la crioconservaci?n? ?Tienen a?n un proyecto parental??.

Explica la periodista: ?mientras se pueda rellenar la casilla con el s?, todo va bien, de otra manera hay un agujero negro. Algunos saben que para ellos la aventura ha concluido, pero siguen marcando la casilla con el s? mec?nicamente. Otros no responden [...] tal vez porque no saben qu? contestar?.

?Para algunos ser?a sencillo: es s?lo un amasijo de c?lulas... ?ironiza el doctor Bellieni, transcribiendo a continuaci?n: ?pero he aqu? que el peque?o que juega con el trenecito en el sal?n tambi?n era un embri?n. Un afortunado. All? quedan los hermanos y hermanas en potencia. ?Tirar a la basura estos embriones deseados y obtenidos despu?s de tanto esfuerzo???.

?Una mujer de 41 a?os ?prosigue el m?dico italiano? llega con l?grimas al hospital Becl?re: tiene embriones congelados; no tiene hijos, el marido la ha dejado y sin su consentimiento no se puede hacer nada. Debe renunciar a sus ?ni?os?. ?Querr?a decirles adi?s, un peque?o funeral, algo...?. En resumen: la vieja cuesti?n ??alguien o algo?? ha pasado de los an?lisis de los peri?dicos a la experiencia profunda de los padres?.

?Y de los m?dicos ?advierte el neonat?logo--: la responsable de la secci?n explica que no han empezado a?n a destruir los embriones m?s antiguos porque entre los padres hay quien puede cambiar de idea y comenta: ?Es dif?cil... te?ricamente estamos aqu? para dar la vida??.

?Una alternativa a la destrucci?n ?sigue el doctor Bellieni, haci?ndose eco del semanario franc?s-- ser?a la donaci?n: a otras familias est?riles o a la ciencia. Algunos lo aprueban. Otros lo temen: ??Imag?nense a mis ni?os como cobayas!?, se indigna una madre de dos gemelos?.

Apunta tambi?n que ?el responsable del servicio dice que el 10-15% de los padres estar?an dispuestos a donar a los hijos a la ciencia... pero cuando se trata de pasar a los hechos...?.

Y ello tampoco evita la duda y aprensi?n sobre la idoneidad de la familia que eventualmente los adoptara.

?Ha saltado la alarma en el extranjero ?constata el m?dico italiano en su art?culo de ?Il Foglio?: los embriones son ?hijos?; tal vez no ser?n ni?os, pero tienen padres. ?Ser? entonces posible disponer de ellos sin el permiso de aquellos? ?Y ser? de verdad indoloro para los adultos haber permitido experimentos sobre el min?sculo fruto de sus gametos??.
ZS06062710


ImagenAdopci?n espiritual

Publicado por Galsuinda @ 14:53  | Embriones
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios