Jueves, 27 de julio de 2006

El pasado 26 de junio de 2006 la Secci?n Primera de la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Supremo dictaba sentencia desestimatoria en el recurso de casaci?n 3356/2000 interpuesto por la UGT-FETE de Asturias contra la Sentencia dictada el 20 de diciembre de 1999 por la Sala de lo Contencioso-Administrativo de la Audiencia Nacional en el recurso 619/97 sobre renovaci?n y acceso al r?gimen de conciertos educativos de centros docentes privados. La Sala impone las costas del procedimiento a la parte recurrente

Se afirma en el fundamento segundo que "el mero hecho de que se ense?e s?lo a ni?os o a ni?as no es en s? mismo discriminatorio por raz?n de sexo siempre que los padres o tutores puedan elegir, en un entrono gratuito de la ense?anza, entre los centros existentes en un determinado territorio". Lo que s? ser?a discriminatorio, ser?a m?s bien el af?n de imponer un ?nico modelo educativo ya que impedir?a a los padres poder elegir la ense?anza de sus hijos.

La sentencia sigue en su fundamento Cuarto defendiendo "el derecho de los padres a elegir el modelo de educaci?n que desean para sus hijos y la libertad de creaci?n de centros de ense?anza, a los que la Ley reconoce el derecho a tener un ideario y a participar del sistema de conciertos.". No hay norma que prohiba la ense?anza separada, que es solamente una opci?npedag?gica que, si hay padres que la desean, debe tener su oferta correspondiente, debiendo procurar el Estado que la haya.

La Sentencia del Supremo, que sienta juriprudencia a la hora de interpretar casos similares, recuerda en el Fundamento de derecho Octavo que "Que la ense?anza obligatoria que se imparte en los centros p?blicos sea mixta no significa que deba serlo tambi?n en todos los centros educativos. Se trata de una opci?n que no puede ser impuesta. Especialmente, cuando la Constituci?n reconoce a los padres el derecho a elegir la educaci?n que desean para sus hijos, garantiza la libertad de creaci?n de centros docentes y ampara el derecho de sus titulares a definir su car?cter".

Argumentaba la recurrente que la Convenci?n sobre eliminaci?n de todas las formas de discrimaci?n contra la mujer que establece que "los Estados tomar?n todas las medidas apropiadas para eliminar la discriminaci?n contra la mujer, a fin de asegurarle la igualdad de derechos con el hombe en la esfera de la educaci?n" y concretamente "la eliminaci?n de todo concepto estereotipado de los papeles masculino y femenino en todos los niveles y en todas las formas de ense?anza". Sin embargo, la Convenci?n relativa a la Lucha contra las discriminaciones en la esfera de la ense?anza mantiene que 'no ser?n constitutivas de discriminaci?n la creaci?n o mantenimiento de sistemas o establecimientos de ense?anza separados para los alumnos de sexo masculino y para los de sexo femenino"

Concluye la Sentencia que "a la vista de estos textos que, ciertamente, por mandato del art?culo 10-.2 de la Constituci?n han de informar la interpretaci?n de las normas sobre los derechos y libertades en ellas reconocidoas, so se puede asociar la ense?anza separada con la discriminaci?n por raz?n de sexo. No s?lo porque as? lo dice la Convenci?n citada sino porque el art?culo 10.c de la de 1979 no hace m?s que indicar que el est?mulo de la ense?anza mixta es una de las posbles v?as para superar los estereotipos de los papeles masculino y femenino.




ImagenAdopci?n espiritual

Publicado por Galsuinda @ 17:18  | Derecho a educaci?n
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios