Viernes, 15 de junio de 2007

?DESCUBRIENDO EN EL EMBRI?N A UNO DE NOSOTROS? (*)


Alicia Err?zquin



INTRODUCCI?N
El siglo XIX se caracteriz? por ser el de la revoluci?n industrial. El siglo XX por el del perfeccionamiento de la f?sica y el desarrollo de la electr?nica; pero, el siglo XXI tiene un nuevo emblema: la Biolog?a, y de modo particular la Molecular y Gen?tica, que vienen a revolucionar nuestros conocimientos sobre la vida y lo que es m?s significativo a?n, a multiplicar los modos de actuar sobre ella, transformando tanto a la persona como a su entorno.

Es atributo de la ciencia develar realidades que deben ser medios para alcanzar el bien del hombre. La ciencia ?toma de la persona y de sus valores morales la orientaci?n de su finalidad y el conocimiento de sus l?mites. Su finalidad es la defensa, protecci?n y desarrollo de la vida humana, no su manipulaci?n y/o eliminaci?n. Por tanto, toda intervenci?n que amenace la integridad o la dignidad de la persona no es humana, no es ciencia en sentido estricto, no es progreso, no es avance.?

A lo largo de la historia, la humanidad ha enfrentado diferentes dilemas ?ticos sobre los importantes temas de la vida. As? lo fueron el homicidio, el suicidio, la esclavitud, la pena de muerte, la licitud de las guerras, etc.
En cambio, en nuestros d?as, los problemas morales referidos a la vida humana que la sociedad en su conjunto debe afrontar, son otros.
El avance de la biotecnolog?a y su potencial de manipulaci?n t?cnica de la vida humana, ha dado lugar al empleo de nuevas herramientas de pensamiento, transformando el sentir com?n de la sociedad.
?se nuevo pensamiento colectivo ha sido moldeado por el empleo de un lenguaje artificioso, que no es representativo de la verdad inscripta en la naturaleza, y sobre la cual, la ciencia no tiene la ?ltima palabra.

Por su indefensi?n y vulnerabilidad totales, la vida humana naciente resulta ser f?cil y particularmente asolada.
Es as? que, a las viejas amenazas en los albores de la vida, ahora se suman nuevos ataques que parten de la premisa de sostener que el embri?n antes de implantarse es una realidad biol?gica distinta a la del embri?n ya implantado.
Esta interpretaci?n de los datos cient?ficos no es fiel, y abre hoy el camino a la experimentaci?n y al uso farmacol?gico de la vida naciente.

Cuanto sigue tiene como objetivo la aportaci?n de observaciones y experimentaciones, que con una rigurosa l?gica biol?gica, haga comprender aspectos esenciales de la dimensi?n humana en los primeros estadios de la vida embrionaria, que de luz a una reflexi?n ?tica y jur?dica que no encuentre obst?culos para definir sus derechos y defenderlos.


(*?) Art?culo publicado en la revista ?El Derecho?, el 21 de septiembre de 2006ImagenAdopci?n espiritual

Publicado por Galsuinda @ 12:14  | Embriones
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios